Diario Vasco
img
Capital erótico
img
Ainhoa Cilveti | 05-02-2018 | 16:14

Viendo un debate 1_h1zy0picxl_33dk4ryp65gen el que se comentaba sobre el tema del capital erótico, reconozco que me picó la curiosidad, ya que no entendía muy bien a qué se referían, y para mi sorpresa, y para entrar en el tema, pusieron como ejemplo que si te gusta tener la ropa planchada pero no tanto planchar, es una buena idea ponerte música para hacerlo. Tengo que ser sincera que en este punto me encontré del todo despistada, y aunque aclararon que el término no se refería únicamente al plano sexual, me cuesta llegar desde la erótica hasta la plancha, y eso que a mí me gusta planchar.

Al final, lo único que me quedó claro es que el capital erótico del que dispone cada persona depende de la actitud frente a la vida y a las diferentes situaciones que acontecen, independientemente de lo sexuadas y agradables que sean estas. Vamos, que alguien que tiene una buena actitud ante las situaciones, incluso ante aquellas que no le gustan, tiene mayor capital erótico, es decir, como su postura es más positiva, está más predispuesta a ver lo positivo de cada situación.0004as7sr238x06u-c122-f4

Por lo tanto, cuanto mejor sea nuestra actitud ante cualquier aspecto de la vida, menos vamos a sufrir, más vamos a disfrutar de esa situación y más abiertos vamos a estar a deleitarnos de lo bueno que nos ocurra, y a esto se le llama capital erótico. Desde luego, y yendo a la cuestión por la que la mayoría consideramos este término, es decir, como algo que nos hace disfrutar en un plano sexual, es más fácil que estemos predispuestos a hacerlo cuando consideramos que las cosas van bien y hemos tenido un buen día que cuando las cosas han ido mal. Si hemos tenido un día de mucho trabajo estresante y hemos discutido con algún amigo o familiar se nos va la energía a borbotones, por lo que nos solemos sentir en esos momentos bastante cerrados a nada, y menos aún a tener experiencias placenteras, pero en las que nos tenemos que dejar llevar, porque en esos momentos, lo único que tenemos seguro es querer tener todo bien controlado. Por lo tanto, si tenemos una actitud positiva a lo largo del día, probablemente, y a pesar de tener mucho trabajo, nuestro desgaste sea menor, y estaremos más predispuestos a dejarnos llevar y a estar abiertos a disfrutar. Esta actitud, es lo que se llama capital erótico.

Etiquetas

No hay tags a mostrar

Otros Blogs de Autor